Reglas para hacer de nuestra Biblioteca rodante, una idea exitosa.

  1. Los libros serán elegidos por cada uno de sus hijos, de todos los  grados que tenemos en HOBBIT KINDER, y cada uno de ellos  saldrá con su libro los días VIERNES.
     

  2. El apoyo de cada familia consistirá en leerle este libro al niño, con ninguna otra finalidad que la de disfrutarlo, compartiendo este tiempo juntos. Queremos insistir en que el libro de la Biblioteca rodante no debe confundirse con tarea de lectura: está demostrado que muchos niños no adquieren el gusto por la lectura porque, en cuanto aprenden a leer de manera autónoma, los papás dejan automáticamente de leerles cuentos. Por lo tanto, aun cuando su hijo esté empezando a leer o incluso ya sepa leer, es fundamental que ustedes sigan leyéndoles historias. Así, el libro de la Biblioteca rodante sirve para que disfruten este momento juntos, no para que él demuestre sus habilidades (salvo, desde luego, que él mismo lo quiera hacer de manera espontanea, y que sea parte del disfrute).
     

  3. El libro deberá ser regresado a la escuela el MARTES siguiente. Es muy importante enviarlo ese día para que todos los niños puedan elegir otro libro. No romper está cadena será de vital importancia. El niño que no haya traído su libro el martes, no podrá llevarse otro nuevo ese viernes, y tendrá que esperar hasta el viernes de la semana siguiente, si por alguna razón no lo ha terminado, podrá renovar el préstamo presentando el libro, el cual será sellado por una semana más.
     

  4. Será responsabilidad de los niños y de la familia cuidar que el libro no sufra ningún  accidente. Aunque nosotros los revisamos, si le llegara un libro dañado, les pedimos que lo reporten de inmediato. De lo contrario, la familia tendrá que asumir el daño como si fuera suyo.
     

  5. Si llegara a perderse, romperse, maltratarse alguna de las hojas o ser rayado, la familia se compromete a reponer el mismo título, comprándolo en alguna librería y entregándolo a la escuela en la fecha acordada.
     

Estamos seguros que, con su participación, este proyecto será todo un éxito del que los niños serán, en última instancia, los más beneficiados.

Ser participantes activos en la educación de nuestros niños es la clave de su éxito.